La gran amenaza de las cibermafias

Un nuevo vandalismo recorre el globo en un mundo cada vez más conectado. Los ciberataques contra grandes compañías y organismos, pero también contra ciudadanos y gobiernos, se incrementaron en 2014 en un 48%, hasta alcanzar la inimaginable cifra de 42,8 millones de incidentes, según un informe de la consultora PwC, la cifra más alta desde 2010. La procedencia de los ataques los define: desde China, los piratas informáticos se concentran en el robo de propiedad intelectual. Desde Rusia, las organizaciones delictivas virtuales prefieren el espionaje puro, la destrucción y la criminalidad a secas de toda la vida, pero ahora con nuevos medios.

Como ha advertido el director de Europol, Robin Wainwright, el cibercrimen se ha convertido en la mayor amenaza para la seguridad europea junto al terrorismo. «La amenaza es enorme. Es ahora la prioridad número uno, junto al terror. Se está convirtiendo en un problema global y necesitamos más que nunca instrumentos para hacerle frente», dijo Wainwright el viernes 17, último día de la Conferencia Global sobre el Ciberespacio celebrada hace diez días en La Haya. Durante dos jornadas, más de 1800 participantes entre expertos, activistas, gigantes de la web como Microsoft o Facebook, políticos de todos los continentes y padres de Internet como Vinton Cerf se reunieron en la ciudad holandesa, convertida esos días en una auténtica ventana al futuro.

La Nación

Comparte en tus redes: